Skip to content

Consorcios sólo pagaron 17 mil 800 pesos de ISR por cada millón

octubre 1, 2009

  • Exige López Obrador eliminar ya los privilegios fiscales
  • Por ese ingreso, asalariados y pequeñas empresas aportaron 280 mil

Ciro Pérez Silva
La Jornada, 1 de Octubre de 2009
Enviado

Santa María Yavesia, Oax., 30 de septiembre. Andrés Manuel López Obrador aseguró aquí que “las grandes empresas son los grandes evasores”. Señaló que, de acuerdo con cifras de la propia Secretaría de Hacienda, “el año pasado 422 grupos empresariales enteraron al fisco sólo 1.78 por ciento de sus ingresos por concepto de impuesto sobre la renta (ISR), lo que equivale a que por cada millón de pesos pagaron 17 mil 800 pesos, mientras un empleado o las pequeñas y medianas empresas o comercios con el mismo ingreso anual debieron pagar a Hacienda 280 mil pesos”.

En este municipio zapoteco, López Obrador subrayó que esta situación viola el artículo 31 de la Constitución, en su párrafo cuarto, que obliga a los mexicanos a pagar contribuciones de manera proporcional y equitativa, “por lo que nuestros diputados habrán de promover ese diálogo nacional para acabar de una vez por todas con esto a partir de una reforma legal para abolir los privilegios fiscales, y permitir con ello al país recuperarse de esta crisis sin afectar otra vez la economía de los mexicanos”.

Afirmó que es impostergable un debate nacional para terminar con los privilegios fiscales que permiten a las grandes corporaciones pagar apenas 1.7 por ciento por concepto de ISR, frente al 28 por ciento del resto de los contribuyentes, lo cual explica por qué México es el país donde ocurre la mayor acumulación de grandes capitales, en muy pocas manos y en muy poco tiempo.

Como ejemplo de la diferencia que el gobierno federal hace entre las grandes corporaciones empresariales y financieras “con el pueblo raso”, mencionó el caso de Cementos Mexicanos, que dirige Lorenzo Zambrano. “Esta empresa reportó ingresos el año pasado por 243 mil millones de pesos y no pagó impuestos, pero no sólo eso, sino que además Hacienda le entregó un crédito fiscal por 439 millones de pesos.”

De estos créditos fiscales, explicó, en el mejor de los casos el gobierno recupera 0.2 por ciento al año, pporque la mayoría se condona.

También puso como ejemplo el del Grupo Posadas, que dirige Gastón Azcárraga, “el que le prestó una suite en un hotel al entonces candidato Vicente Fox”. Reportó ganancias por 6 mil 904 millones de pesos en 2008 “y tampoco pagó impuestos”, además de que obtuvo un crédito fiscal por mil 216 millones; el Grupo Aztlán reportó ganancias por 5 mil 373 millones, no pagó impuestos y obtuvo un crédito fiscal por 509 millones de pesos.

El grupo Gigante reportó un ingreso en el mismo periodo por 8 mil 385 millones, no pagó impuestos y obtuvo un crédito fiscal por mil 997 millones de pesos. “En todos estos casos y en otros, de manera discrecional se autorizaron créditos que al final se cancelan”, enfatizó.

Apuntó que 10 consorcios: Cemex, América Móvil, Telmex, Femsa, Bimbo, Carso, Wal-Mart, Grupo Alfa, Bancomer y Banamex reportaron en conjunto  ingresos por un billón 560 mil millones de pesos y pagaron en conjunto 65 mil millones de pesos por concepto de ISR, “es decir, sólo 4 por ciento y además el gobierno les permitió diferir 95 mil 600 millones que va a terminar por condonarles.

“Esto que estamos revelando aquí forma parte del decreto que acordó el entonces presidente Luis Echeverría con las grandes corporaciones empresariales y financieras en 1973, en el que se establece el régimen de consolidación fiscal. Mediante este mecanismo, utilizando empresas fantasma, los grandes empresarios diluyen su carga fiscal y evaden el pago de impuestos”.

Esta ley ha permanecido prácticamente sin cambios, salvo las reformas superficiales que se hicieron en 1982, 1999 y 2005. En su origen, el régimen de consolidación fiscal se justificó como un incentivo para ayudar a la capacidad operativa y financiera de las empresas, pero con la condición de que no produjera un sacrificio fiscal o que implicara un diferimiento del pago del ISR.

Sin embargo, el propio gobierno federal reconoce que la carga fiscal de los grandes contribuyentes “es significativamente reducida por el diferimiento del impuesto”, además de que la incidencia del cobro “ha sido marginal, lo que se agudiza con el diferimiento indefinido del impuesto”.

En su recorrido de este miércoles, López Obrador, acompañado por los senadores de Convergencia, Gabino Cué, y del PRD, Salomón Jara, visitó los municipios San Pedro Yaneri, San Juan Evangelista Analco, Santa María Jaltianguis, Santa María Yavesia, Santiago Xiacui y Natividad.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: